MANDALA E INTEGRACIÓN AMBIENTAL

El área del Mandala es uno de los espacios más distintivos y significativos del HRV, que pertenece al Gajo de Integración Ambiental e incluye las labores de resguardo de las especies endémicas en la semillateca, la reproducción en el invernadero y la siembra en las camas de cultivo de este bello jardín.



Corresponde a un conjunto de 51 camas de cultivo que dan forma a círculos concéntricos y que van dibujando el símbolo sagrado del mandala, de origen sánscrito, que representa a la unidad y a la armonía. Visto desde el cielo nos recuerda la infinitud del universo mediante el equilibrio de sus componentes, hábitat de un número indeterminado de especies de flora.